Cantabria Infinita II

No es mala idea dar continuidad  al tema de las excursiones por Cantabria Infinita hablando de Potes, un precioso pueblecito del interior que ahora mismo está en fiestas. La verdad es que nunca he llegado a vivirlas y es cosa rara, ya que por suerte he tenido ocasión de disfrutar de muchas de las abundantes festividades con la que nos alegra el verano cualquier rincón de la geografía española. Pero ésta, dadas las fechas, se me ha escapado y sólo podré explicaros qué hay en en Potes y alrededores cuando no hay fiestas.

Vistas desde Santo Toribio

Vistas desde Santo Toribio

Potes

Potes

Para empezar, os pongo en situación: Potes es un municipio situado en el centro de la comarca de Liébana, donde confluyen dos ríos: el Deva y su afluente el Quiviesa. Por lo visto, según me comentó la amiga que me hizo de Cicerone en esta excursión, ahora el nombre de Deva es muy popular entre las niñas de Cantabria y lo cierto es que suena bien, ¿verdad?.  Al margen de esta anécdota, tengo que deciros que Potes es un lugar de visita obligada aunque vayas buscando playa. De entrada, porque ir a la playa en Cantabria es una cuestión de lo que decida el tiempo y, por otro lado,  porque te permitirá conocer una de las zonas con los paisajes más increíbles que hayas visto.

Estés donde estés te recomiendo madrugar un poquito para aprovechar el día. Y si tienes tendencia a marearte mejor tomarte la biodramina antes de subir al coche porque hay bastantes curvas. Potes puede ser el punto de partida o el final de tu recorrido, ya que también acabarás acercándote a Fuente De, donde su teleférico puede llevarte hasta la cima de los Picos de Europa para disfrutar de las mejores vistas a 1893 metros de altura. Una vez allí, sólo cruza los dedos para que no haya mucha niebla, pero no te preocupes de la temperatura porque, salvo en las alturas, existe un microclima que favorece el buen tiempo.

Fuente De

Fuente De

Para recuperar fuerzas y llenar el estómago sólo te  puedo recomendar un sitio: el que todos los que conozco consideran el mejor de la zona y que además doy fe de que ofrece una calidad exquisita en los platos: el restaurante El Oso. Encontrarás desde cocido montañés al liebanego, pasando por chuletones que mejor te pillen con 2 días de ayuno previo. Si le añades alguno de sus postres como colofón, te garantizo que será una experiencia inolvidable y, en el  mejor de los casos,siempre puedes alojarte allí para hacer la digestión como se merece ya que se trata de un hotel rural con mucho encanto.

Por último, y en cuestión de vistas, os recomiendo no os perdáis las que hay desde el mirador de Santo Toribio de Liébana. Después, ya os queda el paseo por Potes, un pueblo con muchísimo carisma, casitas de piedra y algunas tiendas donde comprar productos de la zona, como los quesucos de Liébana, sobre los que sobran los comentarios.

¡Ya me contaréis qué os parece!

, , , , , , ,

  1. Deja un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: